Hospital de Temuco recibe a 150 bebés prematuros extremos al año

Hospital de Temuco recibe a 150 bebés prematuros extremos al año

Comentarios desactivados en Hospital de Temuco recibe a 150 bebés prematuros extremos al año

En Chile, se estima que cada año nacen alrededor de 240 mil niños. De ellos, cerca del 2% son pequeños que llegan al mundo pesando menos de 1.500 gramos y con una gestación inferior a las 32 semanas.

Con el objetivo de sensibilizar a la población, visibilizar la realidad de un importante número de familias de niños prematuros que nacen en Chile y a la vez despertar el interés público, todos los 29 de noviembre se conmemora el Día Nacional del Niño Prematuro cuyo nacimiento es el comienzo de un largo recorrido para ellos y sus padres, quienes tendrán que sobrellevar altos y bajos, idealmente con el apoyo de todo el entorno.

Un niño prematuro es todo aquel que nace antes de las 37 semanas de edad gestacional. Una condición que se constituye como un factor determinante de la mortalidad infantil; además, se asocia a alteraciones del desarrollo infantil, principalmente neurológicas, organosensoriales y enfermedad pulmonar crónica en niños.

El Hospital Dr. Hernán Henríquez Aravena de Temuco es centro de referencia para los prematuros extremos, que es el grupo de mayor riesgo en los recién nacidos, y son aquellos bebés cuyo peso es inferior a los 1.500 gramos. El establecimiento asistencial recibe entre 130 a 150 prematuros extremos al año.

La jefa del Servicio de Neonatología del Hospital Dr. Hernán Henríquez Aravena de Temuco, Dra. María Angélica Belmar, explicó que “a nivel regional nacen alrededor de 1.500 niños prematuros además de los prematuros extremos. A este servicio llegan todos los prematuros extremos y nacidos hasta las 34 semanas de gestación con una buena sobrevida. En el hospital tenemos una mortalidad del 15% en el caso de los prematuros extremos mientras que los nacidos después de las 33 semanas la mortalidad baja llegando a menos del 5%. La sobrevida desde la semana 24 en adelante es de un 60 a 70 por ciento y desde la 32 sube a 90 por ciento”.

Según explicó la especialista las secuelas asociadas a los niños nacidos prematuros pueden ir desde parálisis cerebral a enfermedades concomitantes de la prematurez “ya que como todos los órganos están inmaduros pueden tener más complicaciones siendo una de las más severas las que afectan al sistema cerebral. Sin embargo, destacó que la mayoría de estos niños, después de un tiempo, logran recuperarse y llevar una vida absolutamente normal”.

Bárbara Rainao es mamá de Agustín que nació a las 28 semana de gestación y pesó 1 kilo 76 gramos por lo que debió estar en incubadora durante “15 días en la que es más tecnológica y que simula la guatita de la mamá, luego lo trasladaron a las normales”. Agregó que “el proceso es muy difícil, como papás estamos llenos de expectativas, compramos cosas, pensamos si lo tendremos por cesárea o parto normal, etc. y de repente el médico dice que nacerá antes de lo planificado, que tendrá que estar en una incubadora y que deberá sortear problemas propios de los niños que nacen prematuros que pueden afectar sobre todo a su sistema inmune y neurológico… obviamente no estábamos preparados”.

Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), de los 250.000 niños nacidos al año en Chile, el 10% es prematuro, mientras que uno de cada 10 lactantes nacidos bajo esta condición en el mundo concentra la principal causa de mortalidad infantil y de edad preescolar. Cerca del 80% de estos menores requieren soluciones básicas como alimentarse con leche materna, el método madre canguro, la disponibilidad de medicamentos y el acceso a sistemas de administración de oxígeno, tal como lo recomiendan las directrices de la OMS para mejorar la supervivencia de los lactantes prematuros.

Facebook Comments