OPINIÓN: Retiro de fondos: efectos de corto y largo plazo

OPINIÓN: Retiro de fondos: efectos de corto y largo plazo

Comentarios desactivados en OPINIÓN: Retiro de fondos: efectos de corto y largo plazo
Patricio Ramírez Ramírez, Coordinador Observatorio Económico y Social Universidad de La Frontera.

Hasta fines de octubre más de 10 millones de afiliados han solicitado el retiro, el total de fondos pagado hasta ahora equivale a USD$17.000 millones, un 6,5% del PIB de Chile. Esto significa un desahorro para el país de dicha magnitud. El eventual segundo retiro debiera ser un monto similar o algo menor. En conjunto, ambos retiros implicarán una importante disminución de ahorro, y un significativo shock negativo sobre las pensiones futuras, pero también de las pensiones presentes. Dado que retiraron pensionados con modalidad de retiro programado, por lo cual en unos meses más sus pensiones bajarán cuando se les aplique el recalculo. Esto es un daño al corazón de las pensiones y a la seguridad social, que va en camino absolutamente opuesto a lo que se ha estado analizando en los últimos años, donde el diagnostico de bajas pensiones y de la necesidad de un mayor ahorro es de consenso, incluso se han hecho 2 comisiones asesoras presidenciales en tema de pensiones: Marcel 2006 y Bravo 2014, ambas han propuesto ideas para elevar el ahorro tales como aumentar la edad de jubilación y subir la tasa de cotización; sin embargo, ninguna ha planteado siquiera como idea la posibilidad de hacer retiros.

Hemos visto una discusión irresponsable y con mirada de corto plazo. Sin estudios de impacto o propuestas de cómo se va a subsanar financieramente los retiros a futuro. Sin estimaciones de costos, solo populismo. Por la magnitud del desahorro nacional e impactos negativos en las pensiones, es una de las políticas públicas más dañinas del último tiempo.

Los mismos parlamentarios que enarbolaban la urgente necesidad de una reforma de pensiones que logre elevar las pensiones en el futuro, son los que hoy aprueban abrumadoramente el daño al sistema de pensiones con los retiros.  Siempre se habló de como buscar fórmulas de como aumentar los niveles de ahorro para alcanzar mayores pensiones, y hoy estamos haciendo exactamente lo contrario.  Para mayores pensiones en el futuro hay que hacer un esfuerzo hoy, no hay recursos ilimitados, mayor consumo (desahorro) hoy, significa menor consumo futuro, es decir, menores pensiones futuras.  Con los retiros, la idea de mejores pensiones y “pensiones dignas” se aleja cada vez más. Las pensiones son un tema de largo plazo, por tanto, se requiere una mirada de largo plazo, y no de corto plazo como hoy vemos. Los parlamentarios están llamados a ser responsables y racionales en el diseño y aplicación de políticas públicas, aunque eso signifique decisiones “impopulares” y difíciles, no están para buscar el camino fácil y llenarse de aplausos. Nadie quiere decir algo que no es agradable, que no es popular, pero el costo de no hacerlo será muy alto en el futuro. El costo de los retiros le significará al Estado un enorme gasto fiscal futuro, que, sumado al creciente endeudamiento del país, pone en riesgo cumplir adecuadamente los compromisos sin afectar otros requerimientos.

Además, hay impactos de largo plazo en la economía, podría ver reducida su capacidad de crecimiento ante un segundo retiro del 10% de los fondos de pensiones, de acuerdo al Informe de Estabilidad Financiera del Banco Central. Menor ahorro privado significa menor inversión, y la inversión determina la capacidad de crecimiento de la economía.

PATRICIO RAMIREZ R.

Coordinador

Observatorio Económico y Social

opUniversidad de La Frontera

Facebook Comments